La solución para eliminar la caspa comienza en ti
 Tiempo estimado de lectura: 9 min

La caspa es una afección de la piel común en las personas. Quienes la padecen pueden generar inseguridad, tristeza, debilitar nuestra autoestima emocional y desesperación por no encontrar la manera de solucionar este problema. También es común que las personas que no padecen esta anomalía de la piel puedan pensar que esto sucede por una falta de higiene, pero esto no es así.
En esta guía vamos a explicarte punto por punto cuáles son los factores que desarrollan la caspa y cómo puedes evitarlos, también dejaremos links con más información para que puedas ampliar conocimientos, pero aconsejamos que los visites cuando termines la guía para que puedas despedirte para siempre de la caspa. Así que relájate y disfruta de esta lectura.

¿Qué es la caspa?

Como mencionamos anteriormente, la caspa es una afección de cualquier parte de nuestra piel, el proceso se llama descamación, y es un desprendimiento de la capa más externa del tejido de la epidermis.

¿Cuáles son las causas de la caspa?

Las causas de la caspa son multifactoriales, tiene factores internos (dentro de nuestro cuerpo) o factores externos a él.

Los factores internos están relacionados con desequilibrios hormonales, estos desajustes pueden ser producidos por la etapa de crecimiento (adolescencia), estrés, ansiedad, tensión nerviosa ocasionada por malos hábitos emocionales. El único factor que no se puede controlar es el que deriva del crecimiento, pero si realmente deseamos una piel bonita, debemos tomar medidas urgentes, ya que de mantener durante demasiado tiempo un estado alterado de estrés, ansiedad y nerviosismo, pueden provocarnos problemas aún mayores.

(Próximamente dejaremos un link aquí donde encontrarás algunos consejos fáciles y gratuitos para reducir tus niveles de estrés tanto en casa como en cualquier lugar).

Los factores externos son los más fáciles de combatir ya que únicamente precisa de acciones concretas y no tan generalistas o difíciles de ejecutar como por ejemplo solucionar el estrés del trabajo/estudios, arreglar una determinada situación con tu pareja. En estos casos aconsejamos que acudan a un profesional que se dedique a analizar tu caso en profundidad y que te ayude a sanarte por dentro.

Entre los factores externos nos encontramos con la alimentación como primer posible factor. Un exceso de alimentos refinados (harinas ultraprocesadas, azúcar y algunas grasas como el aceite de palma) inflaman el interior de los capilares de nuestra piel, esto entorpece la normal circulación de la sangre, ocasionando una formación de grupos de células epiteliales muertas que son susceptibles de infectarse y empeorar el cuadro clínico.

Si crees que este puede ser tu caso, considera consultar a un nutricionista para que te ayude a mejorar tu salud. Desde Kemio te invitamos a que conozcas el movimiento (“realfooding” link aquí) para hacer cambios paulatinos en tu alimentación. Tu “yo del futuro” te lo agradecerá 😉.


Otro posible factor que haga que tengas caspa en el cuero cabelludo o en cualquier parte de la piel del cuerpo puede ser la temperatura a la que utilizas el agua. El principio de este factor es químico, naturalmente.

Nuestra piel permanece en un intervalo de 33º y 36º, esta temperatura hace que la grasa que producen nuestros folículos pilosos se mantenga envolviendo a las capas de células más externas haciéndolas flexibles e impermeables.

Por lo tanto, cuando utilizamos una temperatura demasiado alta, favorecemos que el sebo que crea nuestra piel sea más soluble en el agua mezclada con el tensioactivo y nos quedemos sin esa capa de protección haciéndola más sensible a los factores externos (frío, calor, humedad, patógenos externos).

Sabemos lo agradable que puede ser una ducha de agua muy caliente después de un día duro, pero nosotros recomendamos que utilices agua a la misma temperatura a la que le darías un baño a un bebé, así te protegerás como mereces 😊.

Otro factor que provocaría una descamación en la piel podría ser el tipo de esponja usada para repartir el jabón, es muy importante utilizar una esponja muy suave que tenga baja abrasividad. Este principio es físico, si de manera habitual sometes a tu piel a ese nivel de abrasión, retirarás toda la capa de sebo y la piel no tendrá recursos para protegerse, perderá hidratación, elasticidad y acabarán por aparecer signos de envejecimiento prematuros.

Si deseas cambiar tus esponjas de baño, en nuestra tienda podrás encontrar esponjas de Konjac (Próximamente aquí te explicaremos cómo están hechas), estas son unas esponjas híper suaves que tratarán tu piel como la de un bebé.

Esponjas faciales de Konjac.

Esponjas corporales de Konjac

Y por último y no menos importante, el tensioactivo o agente espumante. Este factor químico es el más incomprendido por el público general ya que no es fácil de conocer por un anuncio del producto o a través de un envase (champú, gel o jabón), si este será adecuado para tu piel. 

(En este link próximamente dejaremos una guía para que aprendas a interpretar los ingredientes de tu producto cosmético, suscríbete a las notificaciones para que te avisemos) “El orden de los ingredientes sí afecta al producto.”

Un tensioactivo debe ser siempre muy respetuoso con la piel, ya que la función es la de eliminar una parte de la grasa adherida, que permita que los grupos de células muertas de la piel sean arrastradas por el agua de la ducha o terminen cayendo tras haberse secado al aire. Este proceso es algo incómodo ya que es el que ocasiona que en nuestra ropa o cabello aparezca la indeseada caspa. Por eso es tan importante un tensioactivo que sea suave, porque no incentivarás a que la piel continúe descamándose y produciéndose un círculo vicioso. Sabemos lo molesto que es.

Los tensioactivos suaves que aconsejamos para limpiar de manera cuidadosa nuestra piel y cabello son: Sodium Coco Sulfate, Sodium Cocoyl isetionate, Sodium Olivate, Sodium Cocoate.

Si tienes alguna duda de donde encontrar productos con estos ingredientes cosméticos, en nuestra web podrás encontrar algunas referencias de productos formulados especialmente para pieles delicadas.

Nuestra tienda online.

Esperamos de corazón que hayamos podido ayudarte y que por fin puedas poner remedio a esa incomodidad, seguro ganarás en salud y tendrás muchísimas más confianza en ti.

Gracias por terminar la lectura😊.

Puedes seguirnos en @kemiolabs en Instagram y en @kemiolabs en Facebook, y si crees que puedes ayudar a alguien más, comparte este conocimiento en tus redes sociales❤️.

Dejar un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *